¿Qué es una Landing Page? La guía para generar paginas que convierten

  Landing pages, también conocidas como página de destino, tienen como foco principal la conversión de los visitantes. Son páginas con pocos elementos evitando distracciones y garantizando la conversión deseada en tu estrategia de Marketing Digital. Imagínate el siguiente escenario: estás atrayendo millones de visitas todos los meses a tu blog y tu sitio web, sin embargo, no puedes llevarlas al siguiente paso, que es seguir caminando por el embudo de ventas hacia la compra. En la teoría, todas estas visitas son muy buenas, pero en la práctica no están impactando, realmente, tu negocio. Para eso, se crean páginas específicas, que dejan de lado elementos que puedan distraer la atención del usuario, como por ejemplo menú, exceso de texto u otra información dispensable dentro del objetivo específico: hacer que el usuario realice una acción. Veamos un ejemplo: En general, dentro de una estrategia de marketing, esta acción consiste en llenar un formulario a cambio de algún contenido de más valor (lo que llamamos de materiales ricos) como e-books, infografías, hojas de cálculo o cualquier otro contenido que sea lo suficientemente bueno al punto de justificar la entrega de datos personales. Sin embargo, una landing page también puede contener una oferta especial, la conclusión de una compra o cualquier otra acción que tenga sentido dentro de tu estrategia.

¿Cuál es la diferencia entre Landing Pages y páginas web?

A pesar de la creencia de algunas personas de que ambos son sinónimos, existen diferencias significativas entre Landing Pages y páginas web. Según lo que recién explicamos, la Landing Page tiene el rol de lograr la conversión de usuarios a leads, mientras que la página web brinda contenidos relevantes a tu público. Por lo tanto, dentro de tu estrategia digital, es importante que tu página web tenga una buena estructura de SEO para que sea encontrado en los motores de búsqueda. Por ello, un buen consejo es difundir la Landing Page en CTAs dentro de tu página web para transformar a los visitantes en leads.

¿Para qué sirve una landing page?

Puedes estar pensando “¿Por qué querría que mis visitantes llenasen estos formularios y realizasen estas acciones?”.   Y la respuesta es simple: generar leads. Leads son oportunidades de negocios para tu empresa. Al final de cuentas, como dijimos al principio, es muy bueno generar visitas, pero únicamente tener visitas no hace que un negocio crezca. Por eso, provisto de la información de contacto de tu potencial cliente, como por ejemplo nombre y correo electrónico, tienes la oportunidad de:
  • empezar a construir una relación más cercana con él, aumentando la confianza y la empatía;
  • entender exactamente quiénes son las personas que visitan tus contenidos y si realmente tienen el perfil de tu cliente ideal;
  • brindarle a tu equipo de ventas oportunidades que pueden ser contactadas en cualquier momento, para que ellos puedan enfocarse en cerrar ventas.
¡Y muchas cosas más! Por lo tanto, la conversión en las landing pages es una excelente estrategia para encaminar a tus visitantes hasta el siguiente nivel, ya sea de relación o, incluso, la propia compra.